Antes de la llegada de Bluetooth 5.0, la conexión con Bluetooth 4.xx nos enfrentaba a una falta de estabilidad o una alta latencia en Auriculares True-Wireless. Por eso otros fabricantes han usado el NFMI para la conexión entre los dos auriculares, lo que proporciona una conexión más estable y una baja latencia. Sin embargo, este sistema impide que compartas tu música con un amigo. Pero la llegada de Bluetooth 5.0 y los primeros auriculares que realmente lo aprovechan (algunos tienen Bluetooth 5.0 sólo de nombre) han cambiado realmente el juego, ofreciendo las ventajas de Bluetooth y NFMI sin sus respectivos inconvenientes. Por lo tanto, es imperativo optar por los auriculares Bluetooth 5 si son True-Wireless.